Etica para Amador por Fernando Savater

Les copio este link del video en que Savater se refiere a su famoso libro…

https://www.youtube.com/watch?v=Ihbb2R7DXpQ

Anuncios

De Libertades, Prensa y Democracia

 por Laura Ruesja

Estas son las reflexiones que en el primer aniversario de su infausto gobierno he querido hacer llegar a los miembros de esa Junta, sin esperanza de ser escuchado, con la certeza de ser perseguido, pero fiel al compromiso que asumí hace mucho tiempo de dar testimonio en momentos difíciles.

Rodolfo Walsh, Carta abierta a la junta militar, 24 de marzo de 1977.

 

Antes de empezar a hablar de lo que significa la libertad de prensa en las sociedades democráticas, creo indispensable hablar de lo que significa la libertad de expresión dentro de una sociedad, donde los derechos humanos son uno de los pilares fundamentales en la vida cotidiana. Justamente, la Declaración Universal de los Derechos Humanos, adoptada por la Asamblea General de las Naciones Unidas en 1948, dice en su artículo 19 sobre la libertad de expresión: “Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión.

Este principio, como los otros 29 que forman parte de la declaración mencionada, corresponde a uno de los derechos fuertemente defendido por los pueblos que hartos de la opresión, encuentran en las democracias una vía de escape, de liberación, de tranquilidad y un límite a la arbitrariedad o represión que suelen llevar a cabo quienes ejercen el poder de una sociedad.

Una vez que los pueblos conocen y hacen uso del derecho de la libertad de expresión, puede decirse que empieza un proceso madurativo, de crecimiento constante y de progreso. En este crecimiento, las sociedades se complejizan y empiezan a sentir la necesidad de tener interlocutores que faciliten a cada uno de los miembros que conforman el cuerpo social, la información necesaria para poder controlar a quienes son elegidos para ocupar/desempeñar cargos públicos.

Estos interlocutores son la prensa, los medios de comunicación, que a través de formas correctas de escritura, transmiten a la sociedad esa porción de realidad que ellos observan y analizan. El periodista, cuando toma la palabra, se supone que debe ser sumamente fiel a los principios de la profesión, tender a la objetividad, y no dejar de lado los detalles más importantes que luego funcionarán como herramientas que los ciudadanos usarán para controlar a los políticos.

Por eso, la libertad de prensa es indispensable dentro de una sociedad democrática, porque garantiza que se cumpla con el derecho a la libertad de expresión. Y aunque no es la única forma de que se respete ese derecho, contribuye a su pleno ejercicio.

En un país, donde la libertad de prensa está medianamente garantizada, los aspectos negativos que ofrecen las libertades de quienes tienen el poder pueden ser medianamente controlados, como por ejemplo, la corrupción política, el fraude económico.

Ahora bien, como vemos, la política está íntimamente relacionada con los medios, y necesariamente depende de ellos para desplazarse en su actividad social. Por lo tanto, ¿la política y la prensa son amigas?, ¿pueden sentarse a tomar el té y sonreír por cortesía todas las tardes de verano, otoño, invierno y primavera?

Creer que eso es cierto sería un mero acto de inocencia, un iluso convencimiento.

Si bien los periodistas de los distintos medios les reclaman libertad de prensa a todos los gobiernos que muestran sesgos despreciativos para con ellos, es lícito recordar y remarcar, que detrás de todo buen periodista, hay un bolsillo que llenar, un organismo que alimentar, una empresa para levantar. Hoy en día, los grupos económicos que manejan los grandes medios de comunicación no sólo defienden la libertad de prensa, sino que además, defienden la libertad de empresa; derecho fundamental propio del capitalismo y cada vez más garantizado/promovido por la globalización/mundialización.

Un medio se mantiene no sólo porque tiene periodistas y especialistas dedicados a los análisis sociales y estructurales de la realidad, sino que detrás también hay una pauta oficial correspondiente al gobierno de turno, números ensanchados de ceros provenientes de empresas que pagan por publicidad, y algún que otro apoyo de accionistas varios. Entonces, ¿qué hacemos si quienes defienden la posibilidad de hacer circular información de todo tipo y para todos deben, por otra parte, responder a intereses económicos de unos pocos?

También hay que destacar los medios que no responden a los intereses de un grupo económico, sino que responden a los intereses del gobierno de turno. Si pretendemos no ser ingenuos, es necesario tener en cuenta que cuando hay mucha subvención gubernamental, no sería extraño que se hable siempre bien de la acción de quien gobierna.

En la Argentina, por ejemplo, existen medios públicos (como la Televisión Pública), que si nos remitimos al concepto de lo público, deberíamos hablar de algo que pertenece a todos y al mismo tiempo no puede ser expropiado por nadie. Podríamos decir que en la Televisión Pública, deberíamos ver todos los días los dimes y diretes del ágora argentina. Lamentablemente, eso no sucede, ya que cuando se trata de información, se suele hacer un análisis tendencioso a favorecer al gobierno kirchnerista; alejándose de considerar el aspecto negativo o defectuoso que cualquier acción política puede tener.

Por otra parte, si nos vamos a la vereda de en frente, tenemos a los medios no oficialistas, que portando una bandera de yoNOmiento, se dedican exclusivamente a ejercer la oposición por la oposición misma y no el periodismo.

Así, entre los tirones que ejercen los diferentes medios de comunicación, la libertad de prensa se encuentra, para algunos, manoseada de la forma más violenta; mientras que para otros, esta es la época de mayor libertad.

Como suele ocurrir en nuestro país, el blanco y negro, la izquierda y la derecha, el River y Boca, se disputan la razón. No interesa realmente quién de ellos tiene razón. Lo que realmente debería interesar es qué razones tienen los ciudadanos para elegir uno u otro medio.

Apelando al concepto de Guerrilla Semiológica, propulsado por Umberto Eco, o el de Quinto Poder propuesto por Ignacio Ramonet, confío que quien deber salir a ejercer la libertad de expresión es el hombre común, el que responde a sus hijos, a su familia, a sus amigos, a sus vecinos, a su lugar.

La capacidad de apartarse de la opinión de un medio y formar una propia, en base a la información otorgada por la prensa, debería ser el músculo a desarrollar por todos y cada uno de los que forman parte de esto que llamamos realidad.

Entender cuándo nos hablan en serio y cuándo intentan vulnerarnos con opiniones amarillistas, debería ser una actividad crítica, reflexiva y responsable, llevada a cabo por todos los ciudadanos que conforman una sociedad democrática. Ya que en sociedades democráticas el ciudadano es quien tiene poder de gobernar, y quienes ejercen ese poder en su representación no debe deben hacerlo con el poder de oprimir, sino en beneficio del soberano.

La democracia se hace en la diferencia, y para que haya diferencia deben existir, como en la música, una coexistencia armoniosa de agudos y graves capaces de agrupar voces de diversos tonos y colores. No hay que tener miedo a ejercer la libertad de expresión. Porque el miedo paraliza, inmoviliza. Hay que exigirles a los periodistas que aprendan a hacer buen uso de la libertad de prensa ya que se sustenta en un derecho humano fundamental de todo gobierno democrático y republicano: la libertad de expresión.

A los gobiernos les toca garantizar ambas libertades, de prensa y expresión, ya que, justamente,  una de las razones por las que se los elige es para que hagan respetar los derechos de todos, amparados por la democracia.

Representaciones de género y discursos en la web.

Magister Facundo M. PonceE-mail: facumdqar@yahoo.com.ar  

I-Introducción

La  autora Julieta Kirkwood, sostiene que la lucha feminista se orienta desde la “negaciones” de aquello que posibilita su condición de alienación y que dificultan su condición de expresividad como sujeto mujer. Esta lucha es permanentemente actualizada, cuidando de reflejar cómo se plantea en el hoy y cómo se vincula con el proyecto global. Lo constante en la lucha feminista sigue siendo la negación activa de todo aquello que impide la realización de las mujeres, a través de la afirmación permanente del “derecho a tener derechos”.(Jelin,2001)

En la década de los noventa y aún más en la  actualidad, para muchas feministas, incluso dentro de los estudios de género, el hoy aparece, como la urgencia para consolidar leyes y garantías para que los gobiernos nacionales e internacionales cumplieran sus responsabilidades de hacerse cargo de la exclusión de las mujeres, de lo local y lo global. Y este proyecto global, se estructura en la disputa por generar contenidos alternativos a la globalización neoliberal, enfrentando sus impactos excluyentes, con la perspectiva feminista incorporada.

La globalización, vista en su multidimensionalidad[1] ha implicado nuevas formas de organización social, modificando el sentido de espacio y tiempo. Todo esto ha trastocado identidades y formas de socialización, cuestionando verdades previas y modificando categorías del conocimiento.(Vargas,2004:194)

Justamente por estar “secuestrada”, por un significado hegemónico y parcial[2], o por estar “fetichizada” como si fuera una fuerza suprahumana que actúa con independencia de las prácticas sociales (Mato,2001:147), la globalización es un terreno de disputa” contestatario, por contenido, orientaciones y alcances democráticos. Y por su multidimensionalidad es donde se asientan las nuevas exigencias y retos así como las nuevas posibilidades de los movimientos sociales y de los feminismos, en este caso en particular, mediante
la Web, para poder alimentar alternativas democráticas frente a esta globalización.

II- Categorías metodológicas.

Para seleccionar el corpus que determina la muestra de análisis de la presente investigación se han utilizado diversos criterios para poder delimitar el vasto universo de páginas relacionadas con feminismos y género que pueden encontrarse en
la Web. Estos criterios metodológicos para la inclusión de los sitios ha sido establecida de la siguiente manera:

Contenido de los sitios:

En este punto un primer criterio ha estado determinado por la pertenencia al contexto latinoamericano. Otros de los criterios relativos a los contenidos ha sido que posean foros o chat. Esto determina la posibilidad de interconexión, que como se presentó en la introducción, posibilitan generar una alternativa a la globalización neoliberal y la visión multidimensional del mismo fenómeno.

El idioma también estuvo presente en la selección, ya que al menos como opción la información debía ser presentada en castellano.

Finalmente entre estos criterios, se tuvo en cuenta la relevancia del sitio, ya que la misma está en conexión directa con la interrelaciones que puedan visualizarse dentro de dischos sitios.

Criterios propios de
la Web

Para poder analizar las relaciones entre las organizaciones feministas y las empresas u ONGs que otorgan los espacios dentro de Internet, ha servido el análisis de los contenidos de cada sitio, como las direcciones que las organizaciones feministas utilizan.

Los dominios o nombres que indican las direcciones de Internet, pueden ser de dos tipos: los dominios genéricos o los códigos por países. El primero refiere al espacio determinado, mientras que el segundo indica el país desde el cual va  a identificarse el contenido del sitio.

 

III- Desarrollo

Para lograr una mayor comprensión de las propuestas de las representaciones femenistas en la web, se agruparon las páginas encontradas de acuerdo a los criterios de búsqueda anteriormente mencionados. Además se observó cuáles eran las instituciones de las que salían estas propuestas y de qué forma éstas incidían en los contenidos de los sitios. Los grupos quedaron definidos de la siguiente manera:

                       Sitios que corresponden a revistas o publicaciones feministas.

                       Gabinetes de Estudios de diversas Universidades.

                       Programas sustentados por Organismos Gubernamentales.

                       Programas sustentados por ONGs.

Esta división es una construcción meramente teórica, para lograr visualizar la interacción que en este mundo globalizado existe entre diversos actores de movimientos sociales, gobiernos, ONGs, etc, y de qué forma estos sirven al planteamiento de un proyecto alternativo de globalización y cuáles son las representaciones que los mismos poseen en la web. 

Publicaciones feministas. Representaciones de la exclusión social en su totalidad.Los cuatros primeros websites tienen una estructura que responde a las carcterísticas de una publicación ( en realidad casi todas las páginas las poseen), mayoritariamente mantienen  su correlato en formato gráfico y puede verse en Internet su versión digital. Presentan una importante dimensión de políticas culturales alternativas a las propuestas por el sistema capitalista . Abarcan al proyecto global en su multidimensionalidad[3].La primera, el Banc, es un foro temático que aputa a reconstruir las relaciones entre lo masculino y lo femenino y de esta manera aborda el género; el artículo reconoce principalmente la situación de la mujer latinoamericana, con un párrafo que habla específicamente de esto: América Latina es un continente con desigualdades enormes. Tiene un pasado colonial común y un presente de de-pendencia del capitalismo. Está sumergido en una crisis económica profunda y estructural con deuda externa, narcotráfico y violencia. La participación de la mujer en la vida pública es menor que en otros lugares del mundo. Los avances logrados en este terreno han sido fruto de duras luchas por parte de las mujeres a lo largo de la historia. Actualmente la mujer latinoamericana está ligada a proyectos de investigación para el desarrollo: a través de Fundaciones y ONGs se desarrollan en Centros de Investigación con proyectos de desarrollo puntuales que no han dado el resultado espera-do. El objetivo es buscar la transformación de las relaciones entre los géneros y cambiar la desigualdad de género por una igualdad en la diferencia. La autora propone lograr programas de largo alcance como el de los hombres, prestar mayor atención a la organización de las mujeres y al fortalecimiento de su posición en el mundo del trabajo rural y urbano, a su formación y participación política y cambiar la desigualdad de género por una igualdad en la diferencia.

El tema de la desigualdad que promueve el capitalismo en América Latina, va a ser la constante de las formaciones discursivas que contemplan los sitios web analizados. Como se advierte hay un común denominador en los movimientos sociales que han mantenido una desarticualción durante décadas en el continente, esto es la forma de revertir el desarrollo del capitalismo en la región y presentar propuestas alternativas de desarrollo. También queda manifiesto el lugar desde el cual la autora en este sitio web, señala que las mujeres centralizan su accionar para sus fines anteriormente mencionados, estos son Fundaciones, ONGs y Centro de Investigación. De esta manera ya desde los primeros sitios aparecen los actores transnacionales que interactúan en los tiempos de globalización.


La Haine- Proyecto de desobediencia informativa
Como su mismo slogan lo indica,
La Haine es un sitio que buscar atravesar los espacios de poder hegemónicos, quebrarlos y constituir un orden alternativo al modelo neoliberal. Esta organización trabaja con una publicación impresa, a la cual una puede suscribirse mediante Internet, y su contrapartida en la web. Es una ONG que tiene su base en España, y una vasta red en el continente latinoamericano. El mismo sitio promueve campañas de todo tipo que buscan el accionar directo y combativo. Esto es explícito desde la frase Resistir local pensar global. Y esto marca para esta organización la importancia de las redes transnacionales dentro de su proceso de reconstrucción de representaciones globales[4].
Otro punto importante a tener en cuenta es quienes son los actores sociales que conforman
La Haine, a saber son feministas y lesbianas radicales, que buscan construir desde la península ibérica un espacio de poder contrahegemónico al capitalismo. Su red llega a los países latinoamericanos y en las notas que la publicación muestra en la web, puede notarse que la región ocupa un importante espacio por los problemas de desigualdad que el desarrollo desigual genera, dejando fuera de sus peticiones a más de un movimiento social, que encuentra en
La Haine su espacio para generar la difusión de sus problemáticas, que por diversos motivos ( no es necesario explicitarlos) quedan apartados de la prensa tradicional, y se ven reflejadas a partir de esta publicación feminista.
Vida humana y Mujeres hoy.Si hay algo que comparten ambas publicaciones es la confluencia de los movimientos sociales latinoamericanos en su interior, a la vez que la promoción del cambio social por las desigualdades de la región. Y lo que puede notarse en ambas publicaciones es que está claro el proceso del movimiento feminista desde los setenta hasta la actualidad. Incluso las incidencias que ha tenido el movimiento en otras problemáticas de la región, abordando la problemática de las políticas culturales en los momentos actuales. 

 

Academia, gabinetes de investigación y políticas feministas. 

En estos sitios pueden verse la interacción que se da entre los movimientos sociales, los actores transnacionales como ONU, y las Academias o los gabinetes de investigación que tienen como finalidad la producción, promoción y circulación de ideas y políticas feministas.
La Academia ha tenido un rol importante en la transnacionalización de los movimientos sociales, aunque no siempre éste ha influído en acciones concretas. Esto tiene su contrapartida en la cultura política de nuestra región, como lo mencionan las teóricas Maulleon y Vargas, en su publicación para Clacso:

En los procesos de transición estos avances coexisten con una débil cultura política democrática, originada por una mezcla de períodos histó­ricos, sociales y económicos, en que se yuxtaponen o combinan etapas premodernas, modernas y postmodernas6, y que se manifiesta en una institucionalidad frágil que dificulta la generación y permanencia de ca­nales democráticos de consulta y fiscalización ciudadana frente al Esta­do. La crisis política de los sistemas de partidos y una desigual recompo­sición, con débiles manifestaciones de democratización interna y de reco­nocimiento de las diferencias, ha llevado a que su acogida frente a las propuestas de las mujeres sea también desigual y muchas veces utilitaria. En algunos países también ha propiciado el surgimiento de caudillismos autoritarios que dificultan, aún más, la negociación desde los movimien­tos sociales. Coexisten también con la generalización de un sistema eco­nómico neoliberal difundido en la región ‑y en el mundo‑, que intentó corregir los desequilibrios económicos de las décadas anteriores a través de la reducción de la inflación, y el estímulo al crecimiento económico. Estas «correcciones» no han logrado, sin embargo, disminuir las desigual­dades sociales, ni la pobreza; por el contrario, han propiciado que las brechas ciudadanas se hayan agudizado en razón de la raza, etnia, edad, clase, ubicación geográfica, entre otros factores. Además, como señala Lechner7. 

«Paralelamente, y acompañando todos estos procesos, se acentuó una lógica liberal individualista y competitiva que también ha afectado al movimiento y su forma de relacionarse con lo público social y lo público político. La centralidad de la política, que caracterizó la dinámica de la región y que fue experimentada por los feminismos desde su aparición, ha sido desplazada por la creciente centralidad económica y de la dinámica de mercado». (Mauellon y Vargas,2004:5)
La Universidad Libre de Berlín

Muestra la confluencia de actores transnacionalizados que abordan la problemática social de la región. En esta página Web puede verse que existe un gabinete de investigaciones exclusivamente dedicado a los estudios de género. En su declaración en la página, ellos mismos advierten:

En el año 1982 surgió en el Instituto de Estudios Latinoamericanos de
la Universidad Libre de Berlín, bajo la dirección de
la Prof. Dr. Renate Rott, el área temática de investigación y docencia “estudios de género y de la mujer en sociedades no europeas” con un enfoque específico en América Latina. En torno a este punto se concibieron y realizaron numerosos trabajos científicos de graduación, coloquios y proyectos de investigación. En un grupo interdisciplinario de investigación, las(os) científicas(os) y estudiantes discutieron no sólo interrogantes que se referían a sociedades no europeas, sino que cuestionaron, al mismo tiempo, fenómenos interculturales en el contexto europeo y los objetivos e instrumentarios de los programas de la política de desarrollo de
la República Federal de Alemania. De esta manera, se promovieron generaciones de jóvenes investigadoras(es) y se impulsó el reconocimiento de las investigaciones de género y de la mujer en una época en la que en Alemania todavía no se hablaba sobre las pautas a seguirse en el programa de fomento de la mujer. Puede observarse la interculturalidad que este gabinete promueve y además, desde el lugar que se aborda la problemática de género latinoamericana. En  tiempos de globalización, como advierte Daniel Mato: g) Pienso que la existencia de una conciencia de globalización, o dicho de manera más adecuada, la existencia de diversas formas de conciencia de globalización, constituye el rasgo más distintivo del presente histórico, al cual por esta razón me parece pertinente denomi­nar tiempos de globalización.

h) El segundo rasgo distintivo del presente histórico, es decir de estos tiempos de globalización, es que las interrelaciones de las que veníamos hablando por primera vez en la historia tienen un alcance casi planetario. Y esto se debe a varios factores: a) al alcance casi planetario del sistema de producción e intercambio de mercancías; b) a la creciente difusión y utilización de ciertas tecnologías comunica­cionales; c) al casi fin de los imperios coloniales y de la división del planeta asociada a ellos; d) al casi fin de
la Guerra Fría y de la divi­sión del planeta asociada a ella; y e) al creciente desarrollo de organi­zaciones inter y transnacionales. (Mato,2004:8). Aumenta las interacciones entre diversos actores de todos los puntos del globo, y esto posibilita la autociencia de las representaciones que se promueven.

Y todos estos rasgos mencionados son visibles con facilidad en la formación discursiva que posee la web de
la Universidad de Berlín.

 

 

Departamento Ecumenico de Investigaciones – San José de Costa Rica

   En el caso de este sitio aparece un nuevo actor que hasta el momento, no había aparecido involucrado con el movimiento feminista. Este nuevo lugar es ocupado por la iglesia dentro de los estudios. El ecumenismo es una tendencia o movimiento que intenta la restauración de la fé  entre todas las iglesias cristianas. En la página puede encontrarse esta relación en cuanto al tema y la postura de la religión dentro de la circulación de ideas y políticas feministas.    El discurso de la página trabaja sobre la crítica hacia las trabas que las religiones y los fundamentalismos han puesto en el desarrollo de los derechos humanos de las mujeres latinoamericanas. Es un departamento de investigación que está dedicado a este tipo de estudios. Sus actores principlaes son transnacionales( Universidad de Finlandia) y los actores locales pueden desarrollarse como investigadores de los grupos que esta academia promueve. Lo novedoso de este sitio web es que trabaja sobre la relación mujer religión en el contexto latinoamericano, y con esto refuerza la idea de la multidimensionalidad del fenómeno de la globalización en la actualidad.

Otro sitio que muestra claramente la interacción de los diversos actores ya mencionados es www.programabecas.org.

… fueron elegidos las y los consejeros regionales de ILTGA-LAC para cada una de las seis subregiones: una lesbiana, un (a) trans y un gay de Perú-Ecuador-Colombia-Bolivia; Chile-Argentina; Cuba-Venezuela; Brasil; Nicaragua-Honduras-otros país centroamericanos; y México. Los debates fueron animados por el tema central: “Homosexualidades, Globalización y Movimientos Sociales en América Latina”- Luego de los debates este website promociona acciones concretas para aplicar contra la exclusión de género en la región.Programas becas, no es sólo un gabinete de estudio, aquí hay una revisión del rol de los acdémicos dentro de los movimientos sociales. Su programa como puede leerse en la cita no trabaja sólo con la investigación, sino que se plantea  programas de acción para las feministas y los movimientos homosexuales de la región.Finalmente las dos páginas finales de este grupo también están destinadas al estudio con el fin de modificar la realidad. La primera de ellas, Clase contra clase, es un Seminario que la web promociona sobre las ideas feministas, tiene la posibilidad de feed back en la comunicación y la idea de fondo sigue siendo el cambio social de la opresión de clases. Comparte la alternatividad de los demás sitios web a la globalización neoliberal. Además hay como un replanteo del rol de la academia ya que a través de la web esta bibliografía y temas son de mas fácil acceso que en los gabinetes de investigación. Su posición política para la región está ligada a la democracia, a la reinvidicación de la mujer y al socialismo, como motor de abolición de las terribles desigualdades implantas por el régimen neoliberal.El otro sitio es www.viencuentrolesbicofeminista.org es una ONG, que promueve el Encuentro entre los feminismos de los diversos países de la región y del mundo, con el fin de orientar los planos de discusión teórica para proceder luego a la acción concreta de reinvidicación.
La Comisión de rescate histórico se propone contribuir a la reflexión acerca del entramado político que compone los Encuentros Lésbicos Feministas Latinoamericanos y del Caribe (en adelante ELFLC) encaminada a rescatar la complejidad y riqueza contenida en los diversos feminismos lésbicos que han dialogado en dichos eventos, así como el contexto inmediato de cada ELFLC, con sus repercusiones en los movimientos lésbicos locales.En concreto nos proponemos:·                             Reconstruir los cinco ELFLC: participantes, temas de discusión, contradicciones, logros, obstáculos, acuerdos, recepción de los países anfitriones (prensa,  etc.) y contexto inmediato, aportaciones concretas de cada encuentro a los procesos locales. ·                             Contribuir a una reflexión dinámica y crítica, que intente mostrar todos los matices, de los temas que aparecen como marco de estos eventos: feminismos, feminismos lésbicos, feminismos lésbicos latinoamericanos y del Caribe, derechos humanos, lucha legal (y otros que ustedes consideren importantes).En cuanto a los dos grupos finales de páginas analizadas, que a saber son los Programas sustentados por Organismos Gubernamentales y los que están financiados por diversas ONGs, se puede notar una diferencia en el contenido de los sitios en cuanto a la temática que abordan y la forma en que se promueve la representación feminista. Dentro del primer grupo se ubica el website Tierramerica, que oficialmente cuenta con el finaciamiento del PNUD (Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo) y el PNUMA(Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente), entre otras ONGs. El tema central de esta publicación es el medio ambiente y el desarrollo, aunque hay en sus ediciones un lugar reservado para el movimiento feminista, aunque no tiene carácter radical, ni alternativo. Su contrapartida es, el Colectivo de Trabajadoras que posee una posición exclusivamente contrahegemónica y el sitio de
la Fracción Troskista de
la Cuarta Internacional, que no acuerdan en absoluto con el orden neoliberal y proponen cambios radicales, teniendo en cuenta la historia que han tenido los feminismos latinoamericanos. En ambas está muy presente el tema de la década del 70, época de dictaduras en la región, cuando la opresión femenina comenzaba a percibirse por este movimiento como un hecho a modificar en la realidad de los diversos países de la región.El último grupo de sitios analizados está ligado al rol de las ONGs dentro de los movimientos sociales, o tal vez de la forma que los mismos pueden canalizar sus reclamos mediante una vía de institucionalización. Las páginas más destacadas y que promueven una representación de ideas y políticas feministas diversas en Latinoámerica son Género y Comercio y Las dignas. Ambos sitios promocionan la imagen de la mujer equiparada en todo plano al género masculino. Su posición es bastante radical, en cuanto accionan directamente, hay espacios para la investigación y el debate pero, la mayor parte es un posicionamiento de las feministas en un mundo globalizado.A modo de conclusiónComo se plantea desde el comienzo del artículo en la producción, promoción y circulación de ideas  y políticas feministas, no hay nada definitivamente ganado. Es un terreno de disputas y continuas negociaciones por instaurar significados culturalmente hegemónicos, que viene en proceso desde la década del setenta.Internet, en tiempos de globalización, ha permitido interconexiones de representaciones de este movimiento desde diversos puntos del globo, en cierto modo podría decirse que ha democratizado el acceso de las mujeres a posiciones críticas con respecto a las imperantes en la región. No obstante es válido mencionar, que no todos los habitantes tienen la misma posibilidad de acceso a la web y sus sitios, que no todo los programas de intervención son financiados para que puedan llevarse a cabo en la región. Pero la situación ha cambiado en gran parte. Hay una conciencia de las representaciones de ideas feministas mas abarcadora que en décadas anteriores y esto se debe a la aceleración en la comunicación y sus procesos que la tecnología ha promovido.Todo este proceso puede notarse claramente dentro de las páginas analizadas, a la vez de la multidimensionalidad de la globalización, y los movimientos alternativos a la postura neoliberal. También es notorio, que los actores que intervien son globales, locales, internacionales, y desde los roles que cada uno de estos ocupa en el sistema social, aportan dimensiones diversas a la circulación de ideas y políticas.Finalmente, es importante advertir, que el movimiento feminista (esto puede observarse en los sitios analizados) no posee una única representación identataria que núclee a todo el grupo. Hay diversas luchas, diferentes reclamos y posiciones de acuerdo a las situaciones propias de cada lugar de la región y es por eso que como plantea al comienzo de este artículo Jelin, lo importante de la lucha feminista en nuestros días es la negación activa de todo aquello que impida la realización de la mujer.Sustancialmente,
la Web, desde estos sitios trabaja en este camino, en generar una globalización alternativa a la hegemónica(neoliberal), y en posibilitar la confluencia de mas personas que tengan conciencia de que en el tema de géneros es lícita la lucha por el “derecho a tener derechos”.Bibliografía

Alvarez, Sonia (2001) “Los feminismos latinoamericanos “se globalizan”: tendencias de los 90 y retos para el nuevo milenio”. En: Sonia Alvarez, Evelina Dagnino y Arturo Escobar  (coords.) Política Cultural, Cultura Política. Una nueva mirada sobre los movimientos sociales latinoamericanos. Bogotá: ICANHTaurus.

 

Celiberti, Lilian  (2003) “El movimiento feminista y los nuevos espacios regionales y globales”. En: Elizbeth Jelin, comp. Más allá de la nación: las escalas múltiples de los movimientos sociales. Buenos Aires: Libros del Zorzal. 

De Lima Costa, Claudia  (2000)  As teorias feministas nas Américas e a política transnacional da traducao. Estudos Feministas (Universidad Federal da Santa Catarina) 8(2). 

Lamas, Marta  (1999)  “Género, diferencia de sexo y diferencia sexual”. Debate Feminista (México) 10(20).

 

Mato, Daniel  (1996)  Procesos culturales y transformaciones sociopolíticas en tiempos de globalización. Estudio Introductorio en: D. Mato, M. Montero, y E. Amodio (coords.) América Latina en Tiempos de Globalización. Caracas: UNESCO-ALAS-UCV. pp. 11-47. 

Mato, Daniel (2003) Para des-fetichizar al globalización: Una aproximación político-cultural a las prácticas de los actores sociales en los procesos de globalización contemporáneos. En: Gustavo Adolfo Puyo Tamayo (editor), Mitos y realidades de la globalización. Bogotá: Universidad Nacional.

 

Mouffe, Chantal. “Hegemonía e Ideología en Gramsci”. En: Revista Arte, Sociedad e Ideología nro. 5. 

 

Olea Maulleón, Cecilia y Virginia Vargas “Los senderos hacia las Cumbres”. En: Gladys Acosta, Maruja Barrig, Sonia Montaño, Cecilia Olea y Virginia Vargas, Las apuestas inconclusas. El movimiento de mujeres y
la IV Conferencia Mundial de
la Mujer. Lima: Centro de
la Mujer Peruana “Flora Tristán”.
 

Richard, Nelly (2001)  “La problemática del feminismo en los años de la transición en Chile” En: Daniel Mato (comp.) Estudios Latinoamericanos sobre Cultura y Transformaciones Sociales en Tiempos de Globalización 2. Buenos Aires-Caracas: CLACSO-UNESCO, págs.: 227-239  

 

 

Vargas, Virginia (2003)  “Los feminismos latinoamericanos y sus disputas por una globalización alternativa”. En: Daniel Mato (coord.) Políticas de identidades y diferencias sociales en tiempos de globalización. Caracas: Universidad Central de Venezuela, págs: 193-218.  

 

 

 

 

Vargas Valente, Virginia  (2002)  Los feminismos latinoamericanos en su tránsito al nuevo milenio. (Una lectura político personal). En: Daniel Mato, coord.: Estudios y otras prácticas intelectuales latinoamericanas en cultura y poder. Caracas: Consejo Latinoamericano de Ciencias Sociales y Universidad Central de Venezuela. págs.: 307-316. 

Williams, Raymond. “Cultura”. En: Palabras Clave, Buenos Aires: Nueva Visión. (Original en inglés: Keywords, Oxford University Press, 1976, págs.: 87-93)  

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 



[1] Globalización entendida como un aceleramiento e intensificación de interconexiones económicas, políticas, tecnólogicas, culturales y hasta psico-emocionales.

[2] En este caso estamos refiriendo a la denominación Globalización Neoliberal, que sólo caracteriza a una parte del fenómeno analizado.

[3] Esto reviste de importancia a estos websites ya que tienen en cuenta la dimensión política, económica, social, cultural y comunicativa de la globalización. Y la observan como un todo sin separar sus partes, lo cual les permite detentar una visión mas totalizadora de este fenómeno. No obstante, no dejan de lado el carácter combativo de la necesidad de un proyecto alternativo al hegemónico.

[4] La creciente importancia de redes transnacionales en la producción de ideas y programas de acción social y políticas significativos. Estas redes pueden estar formadas por actores sociales esparcidos por el mundo pero frecuentemente son organizados y sostenidos por actores localizados en Estados Unidos y algunos países de Europa Occidental, quienes tienen de este modo ciertas ventajas en torno al planteamiento de ciertas ideas en las cuales se articulan, asi como en la proposición de sus programas de acción.(Mato,2002:23) Y este ejemplo es de
la Organización La Haine tal cual en teoría describe el proceso Daniel Mato.

Cine e hipertextualidad: el caso de Baz Lurhman.  

por Mariel Ortolanomoulin

La funcionalidad de esta redefinición podría notarse al abordar el análisis de la producción de cierta cinematografía contemporánea. La obra del director australiano Baz Lurhman, uno de los muchos cineastas que recurre al diálogo entre textos en su concepción del lenguaje audiovisual, puede ser un ejemplo adecuado de producción hipertextual.

Formado en disciplinas diversas, como la regie operística, la plástica, la música y la dirección de arte, concibió una trilogía cinematográfica a la que denominó The Red Curtain (“la cortina roja”), a la que él considera una forma de audience participation cinema (“cine con participación de la audiencia”), de la cual forman parte Strictly ballroom (1992), Romeo + Julieta (1996) y Moulin Rouge (2001). Su propuesta estética, abiertamente hipertextual, se caracteriza por el intento, muy brechtiano, por otra parte, y netamente anti-aristotélico, de que el público sea conciente en todo momento de estar mirando una película; es deliberadamente artificioso y quiebra de manera enfática cualquier conexión con el realismo. A esta finalidad contribuye la ruptura del orden natural del relato por medio de planos de pausa, flash-backs muy bruscos y mediante constantes recapitulaciones e inversiones del orden temporal mediante acelerados y ralentís. Desde el tratamiento, ciertos toques de humor distancian al espectador del drama para hacerlo pensar en la construcción del relato.

El distanciamiento emocional conduciría naturalmente al público a reconocer los textos sobre los cuales la obra se articula. Como cineasta netamente posmoderno, Lurhman no es original en la elección de sus temas, sino en el tratamiento que hace de ellos. Los motivos son reelaboración de modelos anteriores: un modelo central en el caso de Romeo y Julieta, varios modelos- literarios, pictóricos, cinematográficos, arquitectónicos- en el caso de Moulin Rouge. En ambas obras se nota la relación hipertextual en tanto reelaboración de un modelo anterior (hipotexto), pero simultáneamente y no menos importante, la alusión constante a múltiples textos que se entrecruzan de manera polifónica.

Un ejemplo de esta concepción son las escenas del baile en la casa de los Capuleto en Romeo y Julieta, con su fusión kitsch de elementos antiguos y modernos.

la traviata

Continúa leyendo Cine e hipertextualidad: el caso de Baz Lurhman.  

Posmodernidad, parodia y Woody Allen

por Mariel Ortolano

Allen moderno y posmoderno

Diagnosticado como el gran narcisista de la prolífica generación de cineastas neoyorkinos que incluye a los grandes Martin Scosese y Francis Ford Coppola, Woody Allen anticipó más que ninguno de sus contemporáneos el aroma de la posmodernidad en el cine. Siempre autorreferencial, su producción más acabada y aclamada se inscribe dentro de los límites de los ochentas, para muchos, la década en que la crisis de los valores de la modernidad se manifiesta en su apogeo y en el inicio de su decadencia.
Continúa leyendo Posmodernidad, parodia y Woody Allen

Genette y la transtextualidad

Para trabajar sobre guiones adaptados (cinematográficos , teatrales y del espectáculo en general ) es necesario detenerse sobre los problemas de la adaptación de los géneros tradicionales (literatura, pintura, música y danza clásica, etc) a los géneros populares (ligados a la cultura de masas y las llamadas artes del espectáculo: cine, televisión, comedia y drama musical, música poplular y sus diversos géneros: jazz, tango, rock, etc).

La mayoría de los críticos coincide hoy en que es muy difícil que una producción cultural (sea o no artística) no remita a otra obra (otro u otros textos; en algunos casos, múltiples textos) ; ese ejercicio es el que Gerard Genette se propuso sistematizar en su ensayo Palimpsestos. La literatura en segundo grado bajo la denominación general de transtextualidad que abarcaría todos los modos con que un texto incluye , remite refiere, etc, a otro u otros textos de manera total o parcial. Les pido que repasen las cinco categorías de transtextualidad:

1- Intertextualidad: inclusión de un fragmento de un texto en otro por cita, alusión o plagio (El caso de Los Simpson es paradigmático; el guión remite constantemente a otros textos -literarios, cinematográficos, pictóricos, etc y además hace referencias extratextuales: introduce la imagen de artistas y políticos que intervienen en la trama ficcional de la serie). El recurso de la cita remite a la reproducción textual de un fragmento sea declarada o no su autoría- Se supone que el lector modelo debería estar consustanciado con los fenómenos culturales a los que refiere una determinada producción. El plagio implica la reproducción de un texto ajeno con mínimas modificaciones (que una nota periodística se titule Crónica de una renuncia anunciada, por ejemplo, establece un diálogo entre el título de la novela de García Márquez y la realidad política circunstancial); la alusión remite de un modo más indirecto al texto que refiere: en El Rey León (Disney) se alude indudablemente al conflicto central de Hamlet de Shakespeare aunque esto no se declara explícitamente. Continúa leyendo Genette y la transtextualidad

¿Qué son los nuevos medios?

Publicado por Lorena Betta

Esta es la pregunta que dispara el trabajo de Lev Manovich en su libro El lenguaje de los nuevos medios para analizar la configuración de la cultura contemporánea con la emergencia de formas de producción, distribución y comunicación mediatizadas por el ordenador. En este abordaje, los nuevos medios son analizados a partir de las convenciones instaladas por medios anteriores como la imprenta, la fotografía y el cine.

Para el autor, no podemos dilucidar las características de los nuevos medios si no volvemos a la ciencia de la computación. Es la historia de la evolución del software a lo largo del siglo XX la que puede explicar la naturaleza de los medios actuales. Para avanzar en esa dirección, Manovich propone cinco principios que estructuran el lenguaje de los nuevos medios.

Según el profesor de University of California de San Diego (UCSD) los nuevos medios son medios programables, sujetos a la variabilidad, representación numérica, transcodificación y automatización. Si bien estas características están presentes en otras producciones culturales y tecnológicas, como el cine, se extienden con el surgimiento de la interfaz gráfica de usuario de las computadoras personales.

Con representación numérica Manovich hace referencia a que los medios se componen de un código numérico. Se pueden describir en términos formales y pueden ser sometidos a manipulación algorítmica. Cualquier pieza de software instalable u online es un ejemplo de representación numérica.

Con la modularidad hace referencia a la estructura fractal de los nuevos medios. La modularidad permite que, los elementos, agrupándose o combinándose de alguna forma puedan, a escala, crear nuevos medios aunque sin necesariamente perder identidad. La Web como un todo ilimitado funciona a partir de una estructura modular.

La modularidad y la representación numérica son condiciones para la automatización. Permiten automatizar algunas operaciones para la creación, manipulación y acceso de los nuevos medios. Cualquier editor de video o imagen y sus instrumentos para crear capas y filtros de alteración podrían ser un ejemplos de automatización. A nivel Web, el lenguaje XML (Extensible Markup Language) que permite crear canales de RSS (Really Simple Syndication) permite automatizar y personalizar contenidos generados por distintas fuentes (modularidad).

La variabilidad. Los nuevos medios están en construcción permanente y se pueden realizar infinitas versiones de ellos. Este principio también está íntimamente ligado a su codificación numérica y a su estructura modular, como asimismo, en otro registro, con la cultura de la remezcla (Lessig, 2008). El principio de variabilidad supone las múltiples variaciones o versiones que puede tener un producto en digital. Ejemplo de esto son los contenidos generados con las aplicaciones Web 2.0. Otros podrían ser un pool de fotografías en Flickr, donde los usuarios actualizan modularmente el estatus del contenido o incluso cualquier artículo de Wikipedia, donde un artículo es una variación permanente.

Por último la transcodificación. “Como los nuevos medios se crean, se distribuyen, se guardan y se archivan en las computadoras, cabe esperar que sea la lógica del ordenador la que influya de manera significativa en la lógica cultural de los medios” . Según Manovich, la nueva cultura del ordenador es una mezcla de significados humanos e informáticos, de modos tradicionales en que la cultura moderna ha modelado el mundo y de los propios mecanismos que tienen las computadoras para ordenarla.

Con todo, el acercamiento de Lev Manovich a los nuevos medios propone definiciones ligadas a la arquitectura de procesamiento posible de la información y a las combinaciones narrativas de las bases de datos. El autor profundiza esta perspectiva en su último libro Software Takes Command.

Por otro lado, desde un enfoque más semiótico está Carlos Scolari y su libro Hipermediaciones , quien traza un mapa de las definiciones sobre nuevos medios que plantea Manovich y otros analistas, y en su intento de definir el objeto de estudio de la comunicación digital interactiva, filtra algunas características sustantivas que diferencian los nuevos medios de los medios tradicionales. Ellas son: digitalización, reticularidad, multimedialidad e interactividad.

La digitalización es una de las características más sobresalientes de los nuevos medios, y tiene que ver con la idea en Manovich de que los medios se volvieron programables. “La digitalización es un proceso a través del cual las señales eléctricas pasan por un dominio analógico a uno binario”. Los medios adquieren un valor numérico. Toda la información que hoy circula por la Web pasa por un sistema de compresión, trátese de documentos de texto, imagen, sonidos, películas, etc. Al convertirse la información en un dato numérico, en bits, se puede combinar, mezclar y reutilizar fácilmente.

Otra de las características es la hipertextualidad, un concepto muy estudiado desde los años 90 por académicos ingleses provenientes de la crítica literaria, como George Landow, que analiza la convergencia de las nuevas tecnologías y la literatura.

Scolari, identifica a Vannevar Bush y Ted Nelson como fundadores de la comunicación hipertextual electrónica. El ingeniero matemático Bush en 1945 a través del ensayo As we may think imaginó un sistema de almacenamiento del saber humano gracias al cual cada usuario podría interconectar a gusto todo tipo de documentos para crear otros. Este sistema llamado MEMEX (MEMory EXtention), “se trataba de un dispositivo destinado al uso individual, una especie de archivo privado mecanizado en el cual se memorizaban los libros, documentos y comunicaciones, y que podía ser consultado con gran rapidez y flexibilidad” . Nelson retomó las ideas del ingeniero informático norteamericano Bush y en 1965 inventó un sistema de archivación de información universal que dio origen a la actual Internet. Su sistema lo bautizó como Xanadú. Era una especie de red mundial de enlaces entre documentos en evolución que incorporaba nuevos textos y conexiones. Esta red era la encargada de “proveer millones de documentos a millones de usuarios que en forma simultánea siguen las conexiones y las ventanas a través del cuerpo de un hipertexto en continuo crecimiento”. Para Nelson, “el pensamiento y el habla son intrínsecamente hipertextuales. En la escritura reordenamos las ideas que surgen de manera arborescente y las colocamos en la secuencia requerida por la lengua escrita” (Ortolano, 2005).

Otra de las características que plantea Scolari es la reticularidad. En la relación mediada por computadora, la reticularidad es la confluencia de flujos diversos de intercambio de información. Del modelo del broadcast (uno a muchos), que fue el modelo comunicacional de los medios tradiciones como los diarios, la radio, la televisión o el cine, los nuevos medios cambian a un modelo reticular donde los intercambios varían de muchos a muchos, de muchos a uno, de uno a uno. La reticularidad de la Web cuestiona la emisión central del modelo broadcast y fomenta en los usuarios, con su arquitectura, la confluencia de escenarios de emisión y recepción, distribución y manipulación.

En cuanto a la interactividad, según el autor, puede asumir varios sentidos. “A veces la interactividad es una respuesta reprogramada dentro de un sistema, interacciones en las comunicaciones sujeto-sujeto, e interacciones entre el sujeto y el dispositivo tecnológico” (interfaz) Retomando a Marshall McLuhan, Scolari plantea que la interactividad en el contexto de los medios digitales contribuiría a conformar a un tipo de usuario más poderoso, donde – como sostiene Eliseo Verón- los receptores se convierten en programadores . Los espectadores pueden programar porque los medios están más abiertos y se han vuelto programables, diría Manovich.

Por último, en relación a la multimedialidad o convergencia: la digitalización ha permitido la convergencia de medios y lenguajes, y combinación de imagen, sonido y texto.

Mirta Varela habla de “miscelánea multimedial” (Varela, 2009), donde lo misceláneo tiene que ver con una convivencia de “géneros y materiales de características y origen diversos”, mezcla de títulos, fotografías, textos breves y ventanas que llevan a textos más extensos, fragmentos de audio y de video.

Scolari entiende que los nuevos medios proponen un modelo comunicacional que se diferencia de la comunicación de masas, cuyas características eran la monomedialidad, el broadcast y lo analógico. Incluso el esquema clásico de emisores-receptores se transforma con los nuevos medios. Los receptores jugarán un nuevo rol más activo en la comunicación.

El título Hipermediaciones según Scolari, es más adecuado que nuevos medios. Hipermedia sería la hipertextualidad dentro de un contexto de convergencia de lenguajes y medios. Incluso más que un objeto, el autor prefiere hablar de un proceso. La hipermediación responde a los procesos de intercambio, producción y consumo simbólico que se desarrollan en un entorno caracterizado por una gran cantidad de sujetos, medios y lenguajes interconectados tecnológicamente de manera reticular entre sí.

Artículo vinculado
Narrativas hipertextuales: hacia una redefinición del concepto de hipertexto publicado por Mariel Ortolano.